Descripción del proyecto

Casa en venta en Etxabarri Ibiña (Álava)

Lo MEJOR de esta casa es además de la ubicación cercana a Vitoria y a un Centro Comercial, el encanto del aire nórdico de su construcción… No únicamente tiene este aire, si no que ha sido construido por una empresa alemana y su ejecución, aislamiento está realizado con conciencia alemana.

Estando en pleno campo, puedes ir andando a un lugar con multitud de servicios y llegas a a ciudad en 5 minutos.

145 m2 de vivienda situada en 918 m2 de parcela.

EL JARDÍN
La casa nos recibe con un cuidado y consolidado jardín rodeado de un seto de gran calidad, con una orientación estupenda al sur que nos permite tener sol todo el día, y podemos disfrutar de una estupenda sombra en su porche con toldo.

PLANTA BAJA
Dispone de una entrada previa preparada para dejar zapatos, abrigos y elementos varios con un baño completo con ducha. Esto da paso a un precioso y amplio salón comedor y cocina con despensa. Todo el frente sur tiene acceso directo al jardín, y en un lateral al taller y garaje.

PLANTA PRIMERA
Cómoda distribución de dormitorios, teniendo 2 de ellos acceso directo a una bonita terraza y cada uno de ellos con un gran armario hecho a medida. El baño invita a disfrutar de largos ratos de relax y es el sitio ideal para prepararte cada día.

GARAJE Y TALLER
El garaje es amplio, perfecto para dos vehículos. Aquí se encuentra el depósito de gasoleo y la caldera. El taller está perfectamente preparado para un amante del bricolaje, con su mesa de trabajo, almacenaje para toda la herramienta.. . no le falta detalle!

SERVICIOS Y COMUNICACIONES

VEN A VISITARLA
Como siempre os digo; es mejor visitarlo que contarlo; así que si te gusta llámame, vemos la casa y hablamos.”

Belén Urrutxi

625 704822

145 m² en 918 m² de parcela

3 Dormitorios

2 Baños

Jardín orientado al Sur

Garaje cubierto y trastero con taller

El piso se distribuye en dos dormitorios, un salón comedor, cocina, baño y un recibidor abierto hacia el salón.

En este caso se aprovechó el mobiliario existente de las habitaciones y se pintó el único mueble en el salón para darle más luz, si cabe, a esta estancia. El color original de las paredes también se mantuvo puesto que estaba en buen estado y los colores eran bonitos y luminosos.

En las habitaciones se utilizaron textiles en colores claros para crear sensación de limpieza y dar amplitud. En el salón se utilizó mobiliario de color blanco de líneas actuales como la mesa Tulipe o las sillas Tower. Para dar calidez al conjunto se optó por poner elementos en colores mostaza creando de esta forma un espacio acogedor.